Acupuntura Su-Jok

La acupuntura, cimiento de la medicina tradicional china es una ciencia perfeccionada a lo largo de siglos que se basa en la inserción y manipulación de finas agujas en puntos específicos del cuerpo, con el fin de mejorar el flujo y equilibrio de energía a lo largo de los meridianos que atraviesan nuestro cuerpo. Esta técnica curativa tiene como objetivo restaurar la salud del paciente de forma rápida y completa.
La acupuntura actúa sobre el sistema nervioso, estimulando la actividad de sustancias analgésicas, la fluencia de energía en zonas donde se ha estancado y ayudando al buen funcionamiento de la célula y por lo tanto del organismo en su conjunto.
El efecto de estimulación o de sedación en el punto de aplicación puede conseguirse mediante oportunas manipulaciones de la aguja aplicada en determinados puntos.
La acupuntura Su-Jok es una variante de la Acupuntura que, tiene como ventaja el utilizar agujas de muy pequeño tamaño. Consideramos que es una ventaja porque, en general, al occidental le resulta muy molesto e incluso agresivo la utilización de agujas que se asimilan con el recuerdo de dolorosas inyecciones.
La acupuntura Su-Jok fue creada en Corea por el Dr. Park, quien en el 1992 la introdujo en España a través de diversos cursos y seminarios, con el fin de formar nuevos terapeutas en esta disciplina. A diferencia de la Acupuntura China, en Su-Jok las agujas se colocan solamente en manos y pies.
Es un sistema de aplicación muy sencilla, prácticamente indoloro por el tamaño de agujas que utiliza, que, como se ha señalado más arriba, son muy pequeñas, y definitivamente muy eficaz incluso en el caso de algunas dolencias crónicas.